Esta página también disponible en: English

Para algunas estudiantes de preparatoria, no tener un vestido adecuado puede ser motivo suficiente para no asistir al baile de graduación (conocido como “prom”). Intentar resolver este problema ha sido el motor inspirador detrás de “Prom Dresses to Give” (vestidos de ‘prom’ para regalar).

En los últimos cuatro años, Prom Dresses to Give ha organizado a miembros de la comunidad local en varias zonas de Los Ángeles y ciudades aledañas con el objetivo de ofrecer cientos de vestidos de fiesta con poco uso a las estudiantes que cursan el duodécimo grado. El evento también incluye clases gratis de maquillaje para ayudar a las chicas a prepararse para ese día tan especial.

Guadalupe Morales, de 17 años que cursa el duodécimo grado en la Preparatoria Felícitas y Gonzalo Méndez,encontró un vestido en el evento que se llevó a cabo en abril en Plaza De La Raza. Morales eligió un vestido de corte sirena con lentejuelas doradas y un acentuado escote en la parte trasera.

“Siento mucho entusiasmo por lucir este vestido porque me permitirá salir de mi zona de confort, ya que es muy diferente del tipo de ropa que uso habitualmente”, afirmó en el evento. Morales señaló que habría asistido a su “Prom” aunque no hubiera tenido acceso a este vestido sin costo, pero que el evento la ayudó a aliviar los gastos de su familia.

“Ayuda a muchas personas de bajos ingresos, gente que no puede pagar para ir a la fiesta de graduación”, dijo Morales. “Ya de por sí es algo caro, y esta es una manera en la que pueden ahorrar dinero”.  

La fundadora del evento, Amanda Mejía, de 29 años, señala que el costo del vestido no debería determinar si una alumna puede asistir o no al baile de graduación. “Queremos que todas las jóvenes se sientan empoderadas, tengan confianza en sí mismas y se sientan hermosas en ese día especial para ellas”, afirmó. Para Mejía, Prom Dresses to Give es una obra que se hace con amor.

Mejía, encargada de asuntos gubernamentales de Athens Services, solía trabajar como representante del alcalde Eric Garcetti para la zona este de Los Ángeles. Hace cuatro años tuvo la idea de crear un programa de donaciones de vestidos de “prom” y publicó un mensaje buscando donaciones en su página de Facebook.

Amanda Mejía

Al principio guardaba los vestidos de fiesta en el portaequipajes de su automóvil. Desde entonces, el evento ha crecido año tras año. En 2019 se donaron 650 vestidos y 250 de ellos fueron entregados a estudiantes que los lucieron en su fiesta de graduación.  

“Me resultó muy inspirador que la gente estuviera dispuesta a donar sus vestidos”, dijo Mejía.

En el evento de este año, también se contó con la presencia de modistas que colaboraron y ajustaron los vestidos donados. Asimismo, las estudiantes tuvieron la oportunidad de elegir zapatos y accesorios. Los maquilladores profesionales también ofrecieron clases gratis y les mostraron a las estudiantes cómo aplicarse el maquillaje.

Los miembros de la comunidad donaron el 90 por ciento de los vestidos, señaló Mejía, aunque Modcloth, una tienda de indumentaria con base en Internet, también donó vestidos. Asimismo, los miembros de la comunidad donaron dinero para comprar refrigerios.

Ruby Flores, oficial de mando del Departamento de Policía de Los Ángeles y otros agentes de la Comisaría Hollenbeck donaron vestidos formales para el evento.

Flores señaló que la motivación para donar vestidos fue “convertir en realidad los sueños de estas chicas y permitirles sentirse hermosas y que merecen usar elegantes vestidos para su fiesta de graduación”.

Alex Pantoja, voluntaria en el evento Prom Dresses to Give, afirmó: “Toda mujer que conozco solo usa este tipo de vestido una vez, por eso creo que es una gran oportunidad para reciclar, y que todos puedan contribuir de alguna manera que les sea posible”.

Mejía alienta a las chicas que recibieron vestidos a donarlos al año siguiente para así generar un flujo de donaciones a nivel local.

Para donar vestidos para el evento del año próximo, enviar un mensaje de correo electrónico a [email protected] o comunicarse por Instagram @promdressestogive.

Con la colaboración de Valentina Guevara-Hernández

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.